Todos somos uno…Boda de Carmen y Mariano

En un lindo día de primavera, un viento no esperado (que nos despeinaba)  y un ambiente de alegría y felicidad, tuve el placer de unir en matrimonio a Carmen, de Guatemala y a Mariano, de Mexico.  Como nunca se sabe dónde aparece el amor, Carmen conoció a Mariano , cuando este fue su jefe en uno de sus empleos, hace algunos años y de allí se hicieron inseparables. Ambos agradecen a Dios por haberlos colocado uno en el camino del otro y poder formar una bella familia.

Ambos jóvenes tienen hijos de uniones previas y ellos formaron parte de la ceremonia. La pequeña bebé inició el cortejo estando en brazos de los padrinos, el hijo varón de Carmen, la acompañó en su entrada para luego con unas emotivas palabras hacerle entrega al novio, con quien se fundió en un tierno abrazo.

El jardín del Restaurante Stonewalls en Riverheat fue un agradable y florido espacio para realizar la ceremonia de bodas, la cual incluyó varios de nuestros simbólicos rituales; cristal del amor, arena familiar, lazo del amor infinito, pan y vino, meditación y bendiciones de reiki.

 

Bendecidos con amor para que sea por siempre y para siempre

 

Uniendo El Salvador y Perú Boda de Carlos y Yhaeelly

Una linda y simpática pareja, donde Carlos es de El Salvador y Yhaeelly es del Perú; dos culturas que se unen en una tercera que es el entorno donde viven, en Long Island. El amor no tiene fronteras ni distingos, une a los corazones que se reconocen y se prometen estar juntos por siempre.

Acompañados de familiares y amigos, prometieron quererse, cuidarse y acompañarse por el resto de sus vidas. Siempre sonrientes, tomados de la mano y cruzando miradas de amor, fueron unidos en matrimonio hasta que la muerte los separe.

 

Bendecidos con amor para que sea por siempre y para siempre

Amor en tonos celestes Boda de Sandra y Wilber

El jardin del hogar de Sandra y Wilber, dos alegres costarricenses, estaba lindamente decorado en tonos pasteles, blancos y azules, dando un toque especial a un día con clima primaveral.  A la entrada del lugar una mesa daba la amable “bienvenida – Welcome” a los invitados y al final del espacio, un arco de flores y la mesa para la ceremonia enfrente de la Virgen patrona de Costa Rica.

El arco de flores azules y blancas tenia alternados lindos motivos marinos .

La pequeña niña que tenía una linda cesta donde estaban a su vez, el estuche con los anillos, estaba feliz de jugar con ella. Al yo pedirle que me los diera, casi llora, su padre se aproxima para ayudarme. Yo le digo a la chiquilla que no le voy a tomar la cesta si no el contenido, su padre y yo lo  sacamos con cuidado e inmediatamente ella tiene una sonrisa de felicidad. Un oficiante de bodas debe estar pendiente de que todo salga bien, especialmente cuando se incluyen niños pequeños. El cortejo infantil era de una ternura total.

 

Bendecidos con amor para que sea por siempre y para siempre




Juntos por siempre Boda de Carmen y Lucas

Carmen y Lucas, ambos de El Salvador, vinieron a mi capilla acompañados de un intimo grupo de amigos, para unir sus vidas en matrimonio. Emotivamente, siempre estaban tomados de la mano y cruzaban tiernas miradas entre ambos.  En sus promesas, con seguridad y confianza, los dos manifestaron su deseo de estar juntos por siempre. Así deseamos que se cumplan sus sueños y vivan felices hasta el final de sus días.

Bendecidos con amor para que sea por siempre y para siempre

Amor adolescente..Boda de Kelly y Fernando

Version 2El pasado 26 de mayo tuve el placer de recibir en mi capilla, a los jóvenes Salvadoreños, quienes vinieron acompañados de su pequeña hija y algunos familiares.  Un amor constante y admirable.  Desde que se conocieron a los 13 y 16 años respectivamente, Kelly y Fernando se enamoraron y comenzaron a vivir juntos. Años después tuvieron una linda niña y ahora, a los 21 y 24 decidieron legalizar su unión. La pequeña hija de la pareja no quería separarse de la madre, por lo cual la mayor parte del tiempo de la ceremonia, se mantuvo en los brazos, pendiente de qué estábamos haciendo. Así que tuvieron una testigo especial en su boda.

Bendecidos con amor para que sea por siempre y para siempre